El consumo y las ventas aumentaron gracias al Buen Fin

Resultados positivos se obtuvieron luego de la llegada del Buen Fin, ya que no sólo hubo mayor cantidad de  ventas en las tiendas, sino que también se registró un aumento en el índice de confianza del consumidor, es decir en la percepción de los mexicanos en relación a la economía del país y de cada hogar.

 

Dicho índice alcanzó un porcentaje del 5,6%, mucho más que lo alcanzado en el mes anterior que había llegado al 3,6%. De acuerdo a los analistas, el optimismo de los ciudadanos sobre la situación financiera aumentó debido al buen clima vivido durante el Buen Fin.

 

Los descuentos ofrecidos en este fin de semana de ofertas, fueron porcentajes mayores a los registrados en años anteriores. Ante la posibilidad de adquirir productos con alto porcentaje de descuento y con opción de mensualidades, seguramente fue un factor decisivo para este aumento de la confianza del consumidor.

La expectativa de comprar bienes durables aumentó durante el Buen Fin

 

Uno de los índices que mostró mayor aumento fue el que mide la capacidad de los hogares para adquirir bienes durables, que durante noviembre registró un 2,3% más que en el mes de octubre. Esto fue decisivo para que aumenten todos los componentes que conforman  el índice de confianza del consumidor.

 

Sin embargo y a pesar de los buenos resultados obtenidos luego del Buen Fin,  los números de las series complementarias que presentaron el INEGI y Banxico retrocedieron en comparación al mes de octubre. Estas cifras hacen referencia a la confianza del consumidor respecto a la posibilidad de comprar ropa, alimentos, zapatos, vacaciones y ahorro.

 

Por ejemplo, hubo una disminución del 4,4% en lo que refiere a las posibilidades económicas de salir de vacaciones, y una baja del 1,7% sobre la posibilidad de construir, comprar o remodelar una casa en los próximos dos años. Esto es un indicador claro que los consumidores esperan un aumento en la inflación en los meses subsiguientes.